Flotar o nadar

Hasta el día de hoy, en el que estás leyendo estas palabras gracias al impulso y esfuerzo de los otros y lo otro y gracias a tu impulso y esfuerzo formas parte como algo o alguien de un entorno en movimiento.seaseren

Estás vivo o viva. Te nacieron o naciste, te cuidaron y te cuidaste. Recibiste, diste y te diste.

Vives y sobrevives. A veces crees que simplemente flotas. A veces, aparentemente sin esfuerzo. A veces, simplemente el hecho de permanecer a flote supone un enorme trabajo.

A veces, muchas, las corrientes que ni puedes, ni sabes o no quieres controlar te hacen desplazarte.

A veces nadas, te mueves a favor o en contra de la corriente.

Has flotado y nadado en aguas calmadas y en aguas turbulentas.

En ocasiones te has sumergido por propia voluntad en aguas más profundas, en otras ocasiones sin desearlo.

Has tocado fondo y conocido el extraño, denso y silencioso mundo subacuático y has vuelto a salir a la superficie, a coger aire, a flotar o nadar.

Imaginaste vivir ahí abajo, quizá muy abajo o ahí arriba, quizá muy arriba. Ser pez, ser roca, ser ave, ser estrella, agua, vacío, mar, universo…

Vives, flotas o nadas.

Axier Ariznabarreta

Author: psiconline

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>